18 de enero de 2015

Señor cocodrilo


Pensar en Joann Sfar como un clásico y comprobar en la pestaña de este libro que es más joven que yo ha sido un pequeño mazazo… compensado por este fresco librito dibujado y escrito por él, El señor cocodrilo está muerto de hambre, donde un cocodrilo que debe buscarse el sustento es un maravilloso protagonista que se mueve en el mundo moderno.


En la aventura del cocodrilo en busca de alimento, Sfar juguetea a la vez con un planteamiento lúdico basado en la humanización imposible del animal –comportándose con la educación dada por sus padres, o vistiendo a la moda según el ambiente- y un somero dibujo social sobre las dificultades de un individuo hambriento. Ciertamente es predominante el primer aspecto, entiendo que por la colección de publicación original (Gallimard Jeunesse) este es un libro para niños y jóvenes. Pero claro, a este cocodrilo un tanto primario pero colega honesto (sobre todo de una niña que le ayuda y le quiere civilizar consiguiéndolo a medias), que necesita ir a la ciudad porque en el campo todo son dificultades, al que un cerdo vestido de traje ofrece alimento para salvar sus propias carnes en perjuicio de una piara cercana, y que acaba en una cárcel porque la policía le detiene por salir a comer (humanos, claro), explica, como en las antiguas parábolas a los niños, determinados peligros y modelos de la vida actual. Viajamos un tanto de Samaniego al George Orwell de Rebelión en la granja.

Sfar no fuerza esta parábola, ni pretende cerrar una lección moral, ni hace, menos mal, discursos. El divertimento y la alegría destacan con esa facilidad que en efecto tienen los que conocen con maestría su oficio. Por ello hay un gozo vital en el dibujo y entusiasmo de este cocodrilo emprendedor que hace que este libro sea encantador. ¡Aunque se tengan más años que el autor y ya no se sea un niño!

(Encantadores seres son también los que me regalaron este volumen, aunque sólo uno tenga una web en la que debiera prodigar más sus talentos. ¡Gracias!)


Joann Sfar (vía)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada